RELACIÓN ENTRE LA ENFERMEDAD DE LAS ENCÍAS Y MALES DEL CORAZÓN
 
(Tomado del Pittsburgh post-gazzete)
 
La enfermedad de las encías puede duplicar el riesgo de enfermedades en el corazón, de acuerdo con algunos investigadores. Ellos descubrieron la primera evidencia directa en una teoría de las infecciones bacteriales que empieza con el desarrollo de placas, pilas en las paredes de las arterias que reducen el paso de la sangre al corazón. Las pequeñas úlceras que causan el sangrado en la enfermedad periodontal puede permitir que la bacteria entre al torrente sanguíneo. El doctor Robert Genco de la Universidad estatal de Nueva York en Buffalo, reportó que la bacteria causa coágulos en la sangre, conocidos como trombos, los cuales pueden atacar áreas en todo el sistema de venas y convertirse en placas. Genco describió estos descubrimientos en la Asociación Internacional para la investigación oral, que tuvo lugar en Orlando, Florida.
 
La bacteria se encuentran frecuentemente en corazones que han sufrido ataques. Esta bacteria ha causado que las células de la sangre se junten en grupos (coágulos). Esto muestra, ahora, que la bacteria puede iniciar una enfermedad cardiovascular que incluye problemas como reducción del flujo sanguíneo, infecciones de la angina y válvulas, dijo el doctor Genco, presidente del Departamento de Biología Oral de la Universidad. Esta relación es especialmente fuerte en personas que tiene diabetes, agregó.

Sus investigaciones empezaron como un estudio de porqué la diabetes incrementa el riesgo de la enfermedad periodontal. Varias formas de la bacteria, comunes en la boca, aparecen en la mayoría de los cardiacos, son miembros de la la especies bacteroides gingivalus.

Otra bacteria común es la chlamydia, que puede entrar en la sangre durante una infección respiratoria. Ha sido identificada también como formadora de coágulos en las válvulas sanguíneas, pero la conexión ha sido probada solamente en animales de laboratorio.

El equipo del Hospital San Miguel, en Toronto y del Hospital de San José, en Hamilton, Ontario, quienes reportaron los hallazgos relacionados con la chlamydia, dijeron que sus resultados serán difíciles de corroborar en humanos porque es difícil encontrar sujetos que no tengan otro factor de riesgo cardiaco, como fumar, o colesterol en sus dietas.

El equipo de investigación del doctor Genco dio con una solución a ese problema, evaluando a los indios Pimas, nativos de Arizona, quienes tradicionalmente no fuman y tiene una dieta moderada en colesterol.

Por diez años, ellos han verificado el buen estado físico del corazón de un grupo de 1,372 adultos menores de 60 años, los cuales no tienen diabetes u otro factor de riesgo relacionados con ataques al corazón. Las personas cuyos anticuerpos indicaban estar luchando contra la bacteria oral fueron 2.6 veces más propensos a ataques al corazón, que los que no.

La diabetes fue el único factor posicionado más arriba que la infección bacterial en el riesgo de ataques al corazón. Cerca del cuarenta por ciento los indios pimas desarrollaron diabetes, a causa de factores genéticos.

Genco afirma que estos resultados enfatizan la necesidad de tratamientos más agresivos en contra de la enfermedad periodontal, aunque no queda muy claro si tomar antibióticos puede matar a la bacteria, controlando así la formación de coágulos por esa causa.

Las precauciones contra la infección deben ser tomadas con las personas que tienen riesgo de ataque al corazón. Ya que la bacteria oral pude causar infección en las válvulas del corazón, los pacientes que van a realizarse una cirugía dental deben tomar previamente antibióticos.

El estudio de Buffalo, también incluyó investigadores de la Universidad de Michigan y del Instituto Nacional de Diabetes. La investigación fue financiada por el Servicio de Salud Pública de los Estados Unidos, y los resultados fueron publicados en una revista médica.